martes, 15 de septiembre de 2015

Hemos de pensar en todos

Así es, abandonemos por un momento nuestro ego de técnicos superpoderosos y paremonos a pensar. ¿Es correcto lo que estamos haciendo? ¿Hemos pensado si es necesario tanto esfuerzo depositado en tantos proyectos de edificación? ¿Será necesario tanto edificio institucional con exceso de ostentosos sobrecostes accesorios? ¿Por qué los de Microsoft Word no introducen la palabra "perfilería" en su diccionario, en lugar de sustituirlo vilmente por "perfilaría"?

aparejador arquitectura construcción


Sí, quizá hoy nos hemos levantado un tanto trascendentales y meditativos, pero es cierto. Este señor lleva años dejándose la piel por ofrecernos entretenimiento de calidad, libre de caspa, lo menos que podemos hacer es dejarle un legado justo. Si nuestro campo es la arquitectura, trabajemos para no dejar sobre la faz de la tierra truños de tamaña magnitud como el Ágora de la Ciutat de les Arts. Aunque pensándolo bien, al paso que van estos edificios, no se si durarán 50 años más.