sábado, 3 de septiembre de 2016

Cuando has de visitar cuatro obras a la vez

Seguro que os a pasado a más de uno. Te plantas una mañana y has de visitar "por cocos" cuatro obras distintas, que están tan alejadas entre ellas como es posible.

Pues lo mismo le pasa a nuestro protagonista de hoy, Michael Knight. Lo que pasa que el pobre anda un poco confundido.
construccion, aparejador, edificación, humor, visita obra

¿No sería magnífico? Poder realizar las visitas de obra con el famoso DeLorean, la máquina del tiempo donde Marty McFly se pegaba sus garbéos, y así poder llegar con el tiempo necesario para hacer unas visitas correctas.

Y ahora que lo pienso, también nos vendría muy bien para poder estregar a tiempo esos trabajos que nos piden "para ayer", de forma tan habitual.

Benditos viajes espacio-temporales...